Endometriosis – Symptoms & causes

Endometriosis Symptoms & causes
Advertisements

Resumen

La endometriosis es un trastorno, a menudo doloroso, en el que un tejido similar al que normalmente recubre el interior del útero -el endometrio- crece fuera del mismo. La endometriosis suele afectar a los ovarios, las trompas de Falopio y el tejido que recubre la pelvis. En raras ocasiones, puede encontrarse tejido similar al endometrio más allá de la zona donde se encuentran los órganos pélvicos.

En la endometriosis, el tejido similar al endometrio actúa como lo haría el tejido endometrial: se engrosa, se descompone y sangra con cada ciclo menstrual. Pero como este tejido no tiene forma de salir del cuerpo, queda atrapado. Cuando la endometriosis afecta a los ovarios, pueden formarse quistes llamados endometriomas. El tejido circundante puede irritarse y acabar desarrollando tejido cicatricial y adherencias, es decir, bandas de tejido fibroso que pueden hacer que los tejidos y órganos pélvicos se peguen entre sí.

La endometriosis puede causar dolor, a veces intenso, especialmente durante los periodos menstruales. También pueden aparecer problemas de fertilidad. Afortunadamente, existen tratamientos eficaces.

Síntomas

El principal síntoma de la endometriosis es el dolor pélvico, a menudo asociado a los períodos menstruales. Aunque muchas personas experimentan calambres durante sus períodos menstruales, las que padecen endometriosis suelen describir un dolor menstrual mucho más intenso de lo habitual. El dolor también puede aumentar con el tiempo.

Los signos y síntomas más comunes de la endometriosis son

  • Períodos dolorosos (dismenorrea). El dolor pélvico y los calambres pueden comenzar antes de la menstruación y prolongarse durante varios días. También puede tener dolor lumbar y abdominal.
  • Dolor durante las relaciones sexuales. El dolor durante o después de las relaciones sexuales es habitual en la endometriosis.
  • Dolor al defecar u orinar. Es más probable que experimente estos síntomas durante el periodo menstrual.
  • Sangrado excesivo. Es posible que experimente periodos menstruales ocasionalmente abundantes o sangrado entre periodos (sangrado intermenstrual).
  • Infertilidad. A veces, la endometriosis se diagnostica por primera vez en quienes buscan tratamiento para la infertilidad.
  • Otros signos y síntomas. Puede experimentar fatiga, diarrea, estreñimiento, hinchazón o náuseas, especialmente durante los períodos menstruales.

La intensidad del dolor puede no ser un indicador fiable del alcance de su enfermedad. Puedes tener una endometriosis leve con un dolor intenso, o puedes tener una endometriosis avanzada con poco o ningún dolor.

A veces se confunde la endometriosis con otras afecciones que pueden causar dolor pélvico, como la enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) o los quistes ováricos. Puede confundirse con el síndrome del intestino irritable (SII), una afección que provoca episodios de diarrea, estreñimiento y calambres abdominales. El SII puede acompañar a la endometriosis, lo que puede complicar el diagnóstico.

Leer también: Endometriosis – Diagnóstico y tratamiento

Cuándo acudir al médico

Consulte a su médico si tiene signos y síntomas que puedan indicar la presencia de endometriosis.

Advertisements

La endometriosis puede ser una enfermedad difícil de tratar. Un diagnóstico precoz, un equipo médico multidisciplinar y la comprensión de su diagnóstico pueden dar lugar a una mejor gestión de sus síntomas.

Causas

Aunque la causa exacta de la endometriosis no es segura, las posibles explicaciones son

  • Menstruación retrógrada. En la menstruación retrógrada, la sangre menstrual que contiene células endometriales vuelve a fluir a través de las trompas de Falopio y a la cavidad pélvica en lugar de salir del cuerpo. Estas células endometriales se adhieren a las paredes pélvicas y a las superficies de los órganos pélvicos, donde crecen y continúan engrosando y sangrando a lo largo de cada ciclo menstrual.
  • Transformación de las células peritoneales. En lo que se conoce como la «teoría de la inducción», los expertos proponen que las hormonas o los factores inmunitarios promueven la transformación de las células peritoneales -células que recubren la cara interna del abdomen- en células similares a las del endometrio.
  • Transformación de células embrionarias. Hormonas como los estrógenos pueden transformar las células embrionarias -células en las primeras fases de desarrollo- en implantes de células similares al endometrio durante la pubertad.
  • Implantación de cicatrices quirúrgicas. Tras una intervención quirúrgica, como una histerectomía o una cesárea, las células endometriales pueden adherirse a una incisión quirúrgica.
  • Transporte de células endometriales. Los vasos sanguíneos o el sistema de líquido tisular (linfático) pueden transportar células endometriales a otras partes del cuerpo.
  • Trastorno del sistema inmunitario. Un problema del sistema inmunitario puede hacer que el cuerpo sea incapaz de reconocer y destruir el tejido endometrial que crece fuera del útero.

Factores de riesgo

Hay varios factores que aumentan el riesgo de desarrollar endometriosis, como por ejemplo

  • No haber dado a luz nunca
  • Empezar a menstruar a una edad temprana
  • Tener la menopausia a una edad avanzada
  • Ciclos menstruales cortos, por ejemplo, de menos de 27 días
  • Períodos menstruales abundantes que duran más de siete días
  • Tener niveles más altos de estrógeno en el cuerpo o una mayor exposición de por vida al estrógeno que produce el cuerpo
  • Un índice de masa corporal bajo
  • Uno o más familiares (madre, tía o hermana) con endometriosis
  • Cualquier condición médica que impida el paso de la sangre del cuerpo durante los períodos menstruales
  • Trastornos del aparato reproductor

La endometriosis suele desarrollarse varios años después del inicio de la menstruación (menarquia). Los signos y síntomas de la endometriosis pueden mejorar temporalmente con el embarazo y pueden desaparecer por completo con la menopausia, a menos que esté tomando estrógenos.

Complicaciones

Infertilidad

Endometriosis Symptoms & causes

La principal complicación de la endometriosis es el deterioro de la fertilidad. Aproximadamente entre un tercio y la mitad de las mujeres con endometriosis tienen dificultades para quedarse embarazadas.

Para que se produzca el embarazo, un óvulo debe ser liberado de un ovario, viajar por la trompa de Falopio vecina, ser fecundado por un espermatozoide y adherirse a la pared uterina para comenzar el desarrollo. La endometriosis puede obstruir la trompa e impedir que el óvulo y el esperma se unan. Pero la enfermedad también parece afectar a la fertilidad de forma menos directa, por ejemplo, dañando el esperma o el óvulo.

Aun así, muchas personas con endometriosis leve o moderada pueden concebir y llevar a término un embarazo. A veces, los médicos aconsejan a las mujeres con endometriosis que no retrasen el nacimiento de sus hijos, ya que la enfermedad puede empeorar con el tiempo.

Cáncer

El cáncer de ovario se produce en tasas más altas de lo esperado en las personas con endometriosis. Pero el riesgo general de cáncer de ovario a lo largo de la vida es, para empezar, bajo. Algunos estudios sugieren que la endometriosis aumenta ese riesgo, pero sigue siendo relativamente bajo. Aunque es poco frecuente, otro tipo de cáncer -el adenocarcinoma asociado a la endometriosis- puede desarrollarse más tarde en la vida de quienes han tenido endometriosis.

Advertisements

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*